El Mundo

La isla paradisíaca con la tribu más aislada del mundo y en la cual los visitantes son asesinados

todayfebrero 28, 2024 3

Fondo


Playas paradisíacas con agua cristalina y arena fina, casi blanca. La tentación parece grande cuando se observan las fotos de la isla Sentinel del Norte. Pero a no equivocarse: allí, en este rincón del Océano Indico, el peligro es enorme.

Ubicada en el archipiélago de las Islas Andamán (en el Golfo de Bengala), Sentinel del Norte es un pasaje a una muerte casi segura: allí habita la tribu más aislada del planeta, conocida por ser extremadamente violenta y por el hecho de que vive en la Edad de Piedra, ya que se cree que hasta ahora no lograron dominar el fuego.

«La tribu perdida», como la nombró en una oportunidad el Daily Mail, sobrevive de la tierra y la pesca. «Es la sociedad más vulnerable del planeta», la calificó Survival International, defensores de los derechos de los pueblos tribales.

La isla Sentinel del Norte alberga la tribu más aislada del planeta. (Foto: Archivo)La isla Sentinel del Norte alberga la tribu más aislada del planeta. (Foto: Archivo)

Se dice que hasta Marco Polo, el célebre mercader y viajero veneciano que vivió entre el siglo XIII y XIV,​ famoso por los relatos de sus viajes, hizo referencia a esta isla: «Si un extranjero llega a su tierra inmediatamente lo matan y acto seguido se lo comen«, cuentan que escribió.

Sentineleses en la costa. (Foto: Christian Caron, vía Survival)Sentineleses en la costa. (Foto: Christian Caron, vía Survival)

Lo cierto es que sus habitantes rara vez pueden ser fotografiados de cerca y casi nunca vistos en ningún video, a tal punto que la mayoría de las imágenes que existen son de muy mala calidad.

Una de las pocas imágenes de la tribu de Sentinel del Norte.Una de las pocas imágenes de la tribu de Sentinel del Norte.

En lo que respecta a los límites geográficos, Sentinel del Norte pertenece a la India​. Con apenas una extensión de 72 kilómetros cuadrados, está poblada desde hace 60.000 años por esta misteriosa tribu.

La Isla Sentinel del Norte pertenece a India.La Isla Sentinel del Norte pertenece a India.

El primero en documentar su existencia fue el marino británico Maurice Vidal Portman, quien llegó a esta isla en 1880 y secuestró a una pareja de ancianos y a cuatro niños a modo de «muestra»: los ancianos murieron tras enfermarse rápidamente, mientras que los niños fueron devueltos con regalos, según refleja el archivo de la Real Sociedad Geográfica de Londres. 

Se tomaron recaudos a lo largo del tiempo, claro: el gobierno indio desistió de entrar en contacto con ellos y actualmente existe una zona de exclusión de tres millas alrededor de Sentinel.

Cómo es la tribu perdida de la isla de Sentinel del Norte

Pocas cosas se saben de sus habitantes, ya que el contacto con el exterior, a lo largo de los años, fue mínimo. Sus habitantes son de piel negra y van prácticamente desnudos. En qué lengua hablan y qué estructura social tienen, es un gran enigma.

La tribu de Sentinel del Norte se caracteriza por su violencia. (Foto: AFP)La tribu de Sentinel del Norte se caracteriza por su violencia. (Foto: AFP)

La violencia los caracteriza. Una situación sirve de ejemplo: tras el terrible tsunami de 2004 (que dejó más de 250.000 muertos en la zona), aviones y helicópteros sobrevolaron Sentinel del Norte para comprobar si la catástrofe había afectado a sus habitantes.

La tribu perdida de Sentinel del Norte.La tribu perdida de Sentinel del Norte.

La exploración fue superficial: los sentineleses intentaron derribar a los helicópteros que volaron más bajo, arrojándoles piedras, flechas y lanzas.

Los sentineleses le arrojaron flechas a los helicópteros que pasaron por la isla. (Foto: Reuters)Los sentineleses le arrojaron flechas a los helicópteros que pasaron por la isla. (Foto: Reuters)

La Comisión Nacional para las Tribus (NCST) sostuvo, a fines de 2018, que en el conjunto de islas de Andamán vivían 28.077 indígenas. En 2001 el censo indio (en este caso realizado desde una distancia prudencial) contó en Sentinel del Norte 21 hombres y 18 mujeres. Una década más tarde, en 2011, las autoridades vieron apenas 12 hombres y 3 mujeres, aunque se cree que el número actual es mayor.

Viven apenas 12 hombres, pero en realidad no hay registros confiables.Viven apenas 12 hombres, pero en realidad no hay registros confiables.

Según contó Stephen Corry, el director de Survival International, en un artículo antiguo «las tribus del archipiélago de Andamán fueron exterminadas por las enfermedades que trajeron los británicos en el 1800″. Y especificó: «La única manera de impedir la aniquilación de la tribu de Sentinel del Norte es protegiéndola de los extranjeros«, ya que una gripe podría ser mortal para ellos.

La tribu de la osla Sentinel del Norte, cuando todavía recibía regalos. (Foto: Survival International)La tribu de la osla Sentinel del Norte, cuando todavía recibía regalos. (Foto: Survival International)

Según Survival International, los primitivos isleños son «extremadamente saludables, alertas y prósperos», a pesar de las amenazas que los rodean y su manera ancestral de vivir la vida.

El caso que conmovió al mundo

A fines de 2018, el estadounidense John Allen Chau viajó a Sentinel del Norte con la intención de evangelizar a la tribu. Su final fue trágico: murió atravesado por las flechas de los sentineleses y su cuerpo nunca fue recuperado.

John Allen Chau fue asesinado por la tribu de Sentinel del Norte. (Instagram)John Allen Chau fue asesinado por la tribu de Sentinel del Norte. (Instagram)

Religioso y amante del fútbol, Chau había decidido llevar una Biblia y una pelota de fútbol en su mortal misión con los sentineleses. Había sido acercado a la isla por unos pescadores en un viaje ilegal y había sobornado a varias autoridades con 350 dólares.

John Allen Chau había sido acercado a la isla de forma ilegal. (Instagram)John Allen Chau había sido acercado a la isla de forma ilegal. (Instagram)

La recuperación de su cuerpo fue otra cuestión problemática, a tal punto que el gobierno de India decidió suspender sus esfuerzos por sacarlo de la isla. No obstante, a pesar de todo esto, la familia de Chau afirmó haber «perdonado» a los indígenas.

El testimonio del hombre que entró en contacto con la tribu y sobrevivió para contarlo

Triloknath Pandit es un antropólogo indio que logró lo impensado: entabló contacto con la tribu de Sentinel del Norte y sobrevivió para contarlo. Su trabajo fue lento: no los vistió una vez, sino muchas veces, a lo largo de varias décadas.

El antropólogo indio Triloknath Pandit hizo contacto con la peligrosa tribu de Sentinel del Norte.El antropólogo indio Triloknath Pandit hizo contacto con la peligrosa tribu de Sentinel del Norte.

La primera vez que Pandit pisó la isla de Sentinel del Norte fue en 1967 como parte de un grupo expedicionario. Inicialmente, los sentineleses se escondieron en la selva, y en viajes posteriores les lanzaron flechas.

Su táctica fue llevarles regalos, como por ejemplo ollas y sartenes, grandes cantidades de cocos, herramientas de hierro como martillos y cuchillos largos, y hasta un cerdo vivo, que no fue apreciado por la tribu.

El antropólogo indio les llevó regalos a la tribu.El antropólogo indio les llevó regalos a la tribu.

El primer logro real llegó recién en 1991, cuando los indígenas se acercaron pacíficamente hasta ellos en el mar. «Nos confundió (no saber) por qué esta vez nos habían aceptado. Fue su decisión venir a nuestro encuentro, y fue bajo sus términos«, recordó Pandit ante la BBC, al mismo tiempo que afirmó que aquella vez se quedaron con los pies en el agua, ya que no los dejaron pisar tierra.

TN Pandit se negó a calificar a la tribu de "hostil".TN Pandit se negó a calificar a la tribu de «hostil».

«Durante nuestras interacciones nos amenazaron pero nunca llegaron al punto de matar o lastimar. Cada vez que se agitaban, retrocedíamos. Hablaban entre ellos pero no entendíamos su lenguaje. Sonaba parecido a otras lenguas habladas por otras tribus en el área», agregó.

A pesar de la violencia que caracteriza a los sentineleses, Pandit se negó a calificarlos de «hostiles». «Es una manera equivocada de mirarlos. Nosotros somos los agresores. Somos los que tratamos de entrar a su territorio. Debemos respetar sus deseos y dejarlos en paz», remarcó. 



Fuente Oficial

Escrito por admin

Rate it

Comentarios de las entradas (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


0%