Política

Javier Milei imita una medida de Mauricio Macri para acelerar el ajuste

todayfebrero 26, 2024 1

Fondo



El Gobierno ya comenzó una «dolarización» de hecho con la subasta de 31 vehículos oficiales cotizados en la divisa estadounidense, el primer capítulo de un ambicioso plan que busca imitar una política que llevó a cabo Mauricio Macri durante su administración: la venta de bienes públicos en desuso para hacer «caja». Si bien resta culminar una auditoría oficial, se estima que la Nación posee unas 40 mil propiedades.

Justamente la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE) está a cargo de un relevamiento que, con los aportes de cada área del gabinete, estima terminar a finales de marzo. Lo que se busca, según se informó, es cuantificar el total de bienes pero también su composición: hay terrenos linderos a vías o rutas que están subdivididos en lotes y cada uno de éstos son contabilizados como una unidad.

En el oficialismo parece haber consenso en seguir una política que ganó terreno durante el mandato de Cambiemos: rematar los bienes del Estado sin utilidad como forma, además, de recaudar dinero: en esa gestión se vendieron 122 inmuebles y se alquilaron otros tantos por casi 627 millones de dólares.

Si bien las similitudes son grandes, en el Ejecutivo afirman que buscan «eficientizar» el uso de las propiedades estatales. Por ello se «dispondrá» de aquellas no sean necesarias o tengan un uso diferente al asignado. «No es solo generar recursos sino también ahorrar porque cada uno tiene diferentes costos de mantenimiento. Se pueden alquilar, concesionar, ceder o vender», informa una fuente oficial consultada.

La AABE está a cargo de Nicolás Pakgojz, un ex funcionario de Horacio Rodríguez Larreta en CABA (Desarrollo Urbano) al que algunos medios vincularon al grupo IRSA. Como sea, el organismo depende de la Jefatura de Gabinete y allí confirmaron que del total de lo recaudado en cada compulsa, el 70% del dinero irá al área de la cual depende el bien y 30% restante, al Tesoro nacional.

Hace una semana, el organismo publicó en el Boletín Oficial la primera venta pública: son 31 autos, camionetas y utilitarios pertenecientes a distintas dependencias del Estado que estarán publicadas hasta el 1° de marzo. El lote de vehículos está compuesto por unidades de 1999 a 2011 de las marcas Jeep, Renault, Chevrolet, Ford, Toyota, Volkswagen, Peugeot y Citroën.

El remate se realizará en forma virtual a través del Sistema de Gestión Electrónica SUBAST.AR -en la web Comprar- y pueden participar personas físicas y jurídicas. Los vehículos cotizan entre los 1700 y los 6800 dólares pero, se aclara, el pago será en pesos al valor oficial, sin los impuestos que están incluidos en cualquier otro tipo de operación en moneda extranjera.

En el Gobierno aducen que el objetivo es cumplir con la premisa de «reducir gastos» y adelantan que ésta será la primera operación «de una serie que se repetirá y se irá ampliando mes a mes«. Aunque no se explicite, hay un meditado plan en marcha y una vez concluido el relevamiento de la AABE, será habitual ver publicado en el Boletín Oficial la venta venta terrenos y propiedades del Estado.

Es un cambio de timón, en los hechos, a la política que había adoptado con los bienes oficiales la última versión del peronismo en el poder. Tal como informó este diario, hace 10 días se ordenó el desalojo de la antigua sede del ex ministerio de la Mujer, en Cochabamba 54. En el 2020 el anterior gobierno había adjudicado ese edificio a dicha cartera con un tono de épica: anunció que había frenado una venta planificada por el macrismo por unos US$ 9 millones.

La flota área presidencial también está bajo la lupa del Gobierno, en este caso, de Karina Milei. En la Secretaría General estudian desprenderse de la mayor parte de las aeronaves, incluido el nuevo Tango 01 y los helicópteros. Si se confirmara esa pretensión, sólo conservaría el Tango 11, un Learjet que permitiría al Presidente hacer viajes al interior o a países limítrofes. Fuentes del sector aeronáutico deslizaron que ya hay «ofertas» para adquirir el Boeing 757 adquirido por Alberto Fernández en 2023 y alguno de los Sikorskys que solía utilizar para enlazar la quinta de Olivos con la Casa Rosada.



Fuente Oficial

Escrito por admin

Rate it

Comentarios de las entradas (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


0%